FRANKLYWNOW - Hombre que tiroteó a policías en Ferguson está grave

Hombre que tiroteó a policías en Ferguson está grave

By Por JIM SALTER y ALAN SCHER ZAGIER
Associated Press

FERGUSON, Missouri, EE.UU. (AP) - Un hombre que según las autoridades le disparó a la policía en la ciudad de Ferguson durante el aniversario de la muerte de Michael Brown se encontraba en estado crítico el lunes después de ser herido por los agentes que respondieron al ataque, informó el jefe de policía del condado de St. Louis.

Pero el padre del sospechoso, Tyrone Harris Jr., de 18 años, dijo que la versión policiaca de los hechos era "un montón de mentiras". Indicó que dos muchachas que estaban con su hijo le dijeron que estaba desarmado y que había quedado en medio de una disputa entre dos grupos de jóvenes.

Los fiscales del condado de St. Louis anunciaron el lunes 10 cargos contra Harris: cinco por acción criminal con arma de fuego, cuatro cargos de ataque en primer grado contra un agente de la ley y uno por posesión de arma. Los 10 son delitos graves.

No quedó esclarecido de inmediato si el más reciente tiroteo policiaco contra un sospechoso de raza negra reanimaría el descontento en Ferguson, lugar de varias protestas - algunas violentas - tras la muerte de Brown el 9 de agosto de 2014. El director ejecutivo del condado de St. Louis, Steve Stenger, emitió un estado de emergencia, una situación que le autoriza al jefe de policía del condado, Jon Belmar, a tomar el control del manejo de emergencias de la policía en el interior y los alrededores de Ferguson.

Además, unos 50 manifestantes fueron arrestados por bloquear la entrada a la corte federal en el centro de St. Louis, donde exigieron acciones federales para detener lo que consideran es una vigilancia policial racialmente abusiva. Entre los detenidos se encuentra Cornel West, un erudito y defensor de los derechos civiles.

Agentes vestidos de civil habían seguido al hombre, que creían estaba armado, afirmó Belmar. El episodio se produjo durante una protesta en el aniversario de la muerte de Brown, el joven negro de 18 años que murió cuando estaba desarmado por disparos de un policía blanco, lo que desencadenó el movimiento nacional de "Black Lives Matter" ("Las vidas de los negros importan").

Durante el punto más álgido de lo que ya era una protesta violenta, en la que los inconformes aventaron piedras y botellas hacia los policías, se escucharon disparos provenientes de una zona comercial, donde algunos negocios fueron saqueados. Belmar cree que unas seis personas fueron responsables de los disparos. No quedó claro el motivo que provocó el tiroteo, pero señaló que era una disputa entre dos grupos.

En un momento dado, el sospechoso se acercó a los agentes, que estaban en una camioneta de policía sin identificar y disparó. Los agentes devolvieron los tiros desde el interior del vehículo y después persiguieron al hombre a pie. El individuo volvió a disparar hacia los agentes y los cuatro devolvieron el fuego, abatiéndolo.

El sospechoso fue trasladado al hospital y se encuentra en estado "crítico, inestable", afirmó el jefe de policía.

Tyrone Harris Sr. dijo a The Associated Press que su hijo era amigo cercano de Michael Brown y estaba el domingo en Ferguson para rendirle honores.

Harris señaló que su hijo quedó atrapado en una disputa entre dos grupos de jóvenes y "corrió por su vida" luego de que el tiroteo comenzó. Señaló que las dos chicas que estaban con él aseguran que no portaba armas.

"Mi hijo corría hacia la policía para pedir ayuda y le dispararon", señaló. "Son un montón de mentiras... Están haciendo que mi hijo quede como un delincuente".

El sospechoso no tiene listado un abogado que lo represente, pero llevaba consigo una pistola semiautomática calibre 9mm, que fue robada el año pasado en Cape Girardeau, Missouri, informó Belmar.

Ninguno de los agentes sufrió heridas de gravedad. Los cuatro quedaron en baja administrativa en cumplimiento del procedimiento estándar. No llevaban cámaras corporales, agregó.

El tiroteo se produjo poco después lo que el jefe de policía describió como "un intercambio de disparos entre dos grupos" alrededor de las 11:15 de la noche el domingo cuando cientos de manifestantes se reunían en la avenida West Florissant, una zona comercial donde el año pasado se registraron saqueos tras la muerte de Brown.

Los disparos hicieron que periodistas y manifestantes corrieran para ponerse a cubierto.

Belmar rechazó cualquier insinuación de que las personas armadas formaran parte de la protesta. "Eran delincuentes. No eran manifestantes", dijo.

Algunos grupos dentro de la protesta criticaron fuertemente las acciones tomadas por la policía.

"Fue una mala decisión utilizar a agentes vestidos de civil en la protesta, porque dificultaba que la gente los identificara, que es algo esencial para la seguridad de los miembros de la comunidad", dijo Kayla Reed, una administradora de campo para Organization of Black Struggle (Organización de Lucha de la Raza Negra)

"Tras un año de protestas y pláticas sobre las responsabilidades de la policía, el tener agentes vestidos de civil sin cámaras corporales y sin identificaciones adecuadas en una protesta solo nos deja en una situación así con la versión del policía, lo cual, evidentemente, es un problema", agregó.

___

El fotógrafo de The Associated Press Jeff Roberson y el periodista Jim Suhr contribuyeron a este despacho.

Copyright 2015 The Associated Press. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten or redistributed.

Powered by Frankly
All content &copy; Copyright 2000 - 2020. All Rights Reserved. <BR>For more information on this site, please read our <a href="//wnow.worldnow.com/story/18990/this-web-sites-privacy-policy" >Privacy Policies </a>, and <A HREF="//wnow.worldnow.com/story/18991/this-sites-terms-of-service">Terms of Service</A>.